Liberación Miofascial

Técnicas y Tratamientos de Fisioterapia

La inducción miofascial o liberación miofascial es una técnica de fisioterapia que se utiliza para evaluar y tratar el sistema miofascial. El sistema fascial es un conjunto de fascias que recorren todo el cuerpo envolviendo las estructuras anatómicas y vísceras; y de esta manera relacionándolas entre sí.

La fascia es un tejido conectivo, contiene mucho colágeno, que se encuentra debajo de la piel y envuelve los huesos, músculos y articulaciones, estructuras nerviosas y vasculares. Se encarga de proteger y mantener las diferentes estructuras del cuerpo unidas. Por diversos motivos como: malas posturas, estrés, traumatismos o inmovilizaciones prolongadas, entre otros, la fascia puede endurecerse y acortarse, provocando dolor y limitación de la movilidad del paciente. La fascia recorre todo el cuerpo de forma continua por lo que si se lesiona en una parte del cuerpo también pueden verse afectadas otras zonas más lejanas.

Por todo ello, el objetivo de la técnica de inducción miofascial o liberación miofascial es liberar estas  restricciones miofasciales. Consiguiendo por lo tanto una disminución del dolor, restableciendo el equilibrio músculoesquelético y aumentando el movimiento de la articulación.

Para su aplicación se pueden utilizar técnicas superficiales o profundas. Primero el fisioterapeuta colocará la zona afectada en el extremo de la barrera de movimiento o de más comodidad. Después se deja que el paciente respire tranquilamente, mientras el fisioterapeuta palpa los tejidos, buscando una sensación que le indique que el tejido “está listo para relajarse”. Es en ese momento, cuando se ayuda al tejido a seguir el patrón de movimiento espontáneo. Se repite el proceso en varias sesiones hasta conseguir la liberación completa.

Contraindicaciones:

  • Aneurismas
  • Fracturas
  • Fiebre
  • Tumores
  • Enfermedades infecciosas
  • Mujeres durante los primeros tres meses de embarazo
  • Feblitis avanzada

Con la inducción miofascial se valora y trata al paciente desde un punto de vista global, buscando un cuerpo equilibrado y simétrico.

Solicitar información