Especialidades de podología

infantil - deportiva - geriátrica - para embarazadas

Podología Infantil

La podología infantil quizá es la rama en la que más puede aportar la podología debido al alto grado de corrección que se consigue. Una evaluación biomecánica entre los 4 y los 6 años para detectar posibles patologías garantiza el buen desarrollo de los pies de los más pequeños.

Las patologías más comunes y que se pueden resolver desde edades tempranas son:

  • Pies planos.
  • Caminar con los pies hacia dentro o hacia fuera.
  • Marcha de puntillas.
  • Deformidades en los dedos (montados, desalineados…).
  • Piernas en ‘X’ (Genu valgo).
  • Diferencias de longitud de los miembros inferiores.

También es vital destacar la importancia de la podología en niños que juegan a fútbol, puesto que tienen más tendencia a sufrir ciertas patologías.

Podología deportiva

La podología deportiva comprende tanto la prevención como el diagnóstico y tratamiento de las lesiones relacionadas con el tobillo y el pie en el deportista o en el futuro deportista. Además de tratar el miembro inferior, también se aconseja sobre el calzado adecuado según el tipo de actividad y ejercicios para acondicionar la musculatura.

En nuestra Unidad de Podología no sólo tratamos lesiones en pie y tobillo, sino que podemos prevenir problemas en rodilla, cadera o lumbares.

Un estudio riguroso de la pisada y los movimientos de los miembros inferiores nos ayuda a entender el gesto deportivo y a mejorar el rendimiento, evitando posibles lesiones y tratando las ya existentes.

Podología geriátrica

Las personas mayores son las que más ayuda necesitan por parte de los profesionales sanitarios, ya que durante la tercera edad se ve deteriorada la anatomía y biomecánica haciéndose susceptibles a una serie de condiciones específicas en los pies. Son cambios que llegan con la edad y no se pueden prevenir, pero sí mejorar, ayudando así a su calidad de vida y evitando que les incapaciten en su día a día.

Algunas de las condiciones que se relacionan con la edad son:

  • Uñas engrosadas.
  • Artritis.
  • Uñas encarnadas.
  • Úlceras por pie diabético.

Podología en embarazadas

El embarazo desencadena muchos cambios diferentes en el cuerpo de la mujer. En un tiempo relativamente corto se aumenta mucho de peso haciendo que aparezcan hinchazón y dolores por el mal reparto de las cargas y la suma de presiones añadidas a rodillas y pies.

Algunos de los problemas más comunes en embarazadas son:

  • Pronación excesiva (meter más hacia dentro lo pies).
  • Edema (hinchazón).
  • Dolor en los talones.
  • También se ven agravadas las patologías ya existentes, como los juanetes.

En Policlínica del Río-Hortega te asesoramos sobre cómo mejorar el edema y tratamos eficazmente el resto de problemas mediante el uso de plantillas y de calzado adecuado, proporcionando un apoyo adicional y absorción de impactos, frenando también así la aparición de otras posibles patologías como la fascitis plantar, aumento de los juanetes o metatarsalgias (dolores en la zona anterior del pie).

Solicitar información